Minientrada

Manuel
“Mas busca en tu espejo al otro,
al otro que va contigo.”  
A. Machado.
Se miró al espejo.
Dos surcos cruzaban su cara, uno a derecha y otro a izquierda.
Ya no era el de antes, eso era evidente. “Los años no pasan en balde, Manuel”, se dijo a sí mismo.
Afeitó con mimo su barba incipiente, depiló sus cejas, cortó con sumo cuidado los pelillos de la nariz y empezó a maquillarse.
 
Señoras y señores, esta noche, con ustedes, Lola Alegre.
El público se puso en pie y aplaudió con ímpetu.
Manuel actuó como nunca.
En la silla del camerino descansaban, perfectamente ordenados, su uniforme, los zapatos y el abrigo azul.
page